Mito y origen del coro en la Tragedia Griega

Palabra, verso, investigación, musicalidad, métrica, tonalidad, coro, mitos, teatro, tragedia, dioses, épica héroes, clásicos de Grecia… conceptos y palabras sobre los que hemos empezado a trabajar en el Taller Mito y Razón, en compañía de expertos como el escritor, filólogo y crítico Carlos García Gual, el actor y director Mario Gas o el académico, actor y director del Teatro de la Abadía José Luis Gómez.

Alfredo Sanzol, Miguel del Arco y Andrés LIma

Alfredo Sanzol, Miguel del Arco y Andrés LIma

Bajo la dirección conjunta de Miguel del Arco, Andrés Lima y Alfredo Sanzol ha arrancado en la sala José Luis Alonso de la Abadía el proyecto de Teatro de la Ciudad, dedicado al encuentro, la investigación, creación y producción de las artes escénicas. En definitiva, un proyecto que hoy quiere echar una mirada contemporánea a los clásicos y hasta a la propia complejidad de la dimensión humana.

Las primeras jornadas del taller han estado dedicadas al origen del teatro de la Grecia clásica, a profundizar en el concepto del mito y la  función del coro, un tema que nos apasiona y que sigue creándonos ciertas incertidumbres y controversias a la hora de abordarlo en un proceso creativo y artístico. Y por eso seguimos investigando…

Hemos escuchado opiniones que nos han hablado sobre cómo se construye el coro, pero también sobre cómo se percibe desde el público… Habló Miguel del Arco de la función del coro como elemento de reflexión, “destinado a ser altavoz de las emociones” que se han ido acumulando en los personajes y el público, de la existencia de una cierta individualidad colectiva, de la libertad individual dentro del grupo… Y fue el actor Israel Elejalde quien propuso el debate de las connotaciones políticas del coro, como elemento que  facilita una identidad diferente a la obra: “Ofrece una reflexión del individuo en sociedad y en la masa… Hay reflexión sobre lo maleable que puede ser pueblo y quienes terminan siendo los que pagan las consecuencias de los actos de los gobernantes… El coro representa la reflexión del ciudadano”. Todas esas cuestiones están saliendo a la superficie para ayudarnos a trabajar a enfrentarnos a los deslumbrantes clásicos… Proyecto Medea/Edipo/Antígona

El coro, formado por ciudadanos medios frente a los héroes y dioses protagonistas, representa una relación con el mito, refleja la emoción y da la voz de los ciudadanos. Mientras los actores están arriba y protagonizan la escena, el coro no participa de la acción y es la voz sincronizada.

Alfredo Sanzol habla con los integrantes del Taller.

Alfredo Sanzol habla con los integrantes del Taller.

Y también ha resultado especialmente interesante el acercamiento que hemos hecho hacia el papel de la mujer en este teatro, el misterio de los valores femeninos… “Los griegos fueron muy injustos con las mujeres”, vino a decir el experto al recordarnos que todos los intérpretes de antaño eran masculinos…  Y sin embargo, como destacó Andrés Lima, los griegos le dieron la palabra a las mujeres creando unos personajes míticos, “porque nunca pensaron que las mujeres fueran pecaminosas o menos inteligentes que los hombres”, zanjó García Gual.

Mario Gas aseguró que todo gran teatro está basado en los conflictos de los personajes, “por eso el lenguaje es fundamental… Sin la esencia poética el teatro se deshace como un azucarillo”. Mientras,  Alfredo Sanzol propuso revisar a los clásicos, buceando en la tradición y reescribiéndolo todo, manteniendo la fuerza original y procurando entender “hasta la última línea… El primero que lo quiere entender soy yo” .

También tomó la palabra la actriz Aitana Sánchez Gijón, entre otras, que en su reflexión sobre Medea sostuvo su convencimiento de que el poder era “fundamentalmente” femenino, tanto en su faceta creadora como destructora; la actriz Manuela Paso insistió en analizar la negación de lo femenino y la visión femenina de la vida: “Me refiero al lado femenino de las personas, no a las mujeres únicamente… Lo femenino representa lo que no se puede controlar por la razón”.

Decía el profesor Carlos García Gual que la gente que no conoce ni ha estudiado los mitos y dioses clásicos se ha perdido algo muy bonito... El teatro griego, el teatro de Atenas, era una institución cívica y popular y en aquella época era considerado como un elemento esencial y fundamental para la educación de los ciudadanos. En esa línea se sitúa este Taller Mito y Razón, este proyecto: “En cierta forma, me da envidia el ciudadano griego; y por eso estamos haciendo este taller”, aclaró Andrés Lima.

 

No hay comentarios

Agregar comentario

Debe ser Conectado para agregar comentarios.